¿Qué es el Karami Biraki?

Kagami Biraki (en japonés 鏡開き) es una ceremonia tradicional japonesa cuyo nombre significa literalmente “romper el espejo”. Se realiza usualmente el 11 de enero de cada año, y consiste en romper un Kagami mochi ofrendado a las divinidades sintoístas en un altar, aunque también se rompe un envase de sake en la ceremonia.

Actualmente, el kagami biraki se realiza también en bodas, eventos deportivos, o fechas de celebración importante en entidades comerciales o comunitarias. Antes de la ceremonia, se coloca un par de kagami mochi (tradicionales pastelillos redondos del tamaño de pequeños platos, ante un altar sintoísta como ofrenda de bienvenida a las divinidades que visitan la tierra en Año Nuevo, este mochi ornamental es retirado el 11 de enero y roto en pequeñas piezas antes de ser ingerido por los participantes.

En lo que nos concierne, para las artes marciales, y más concretamente, para el Aikido, esta celebración ha perdido su sentido religioso, continuando la antigua tradición samuráis de comienzo de nuevo año. Esta tradición se adoptó de nuevo en las artes marciales modernas desde 1884 cuando Jigoro Kano (fundador del Judo), instituyó la costumbre en el Kodokan.

Normalmente se celebra el segundo sábado o domingo de Enero, y es ese día cuando se suelen hacer grandes demostraciones de koryu (escuelas tradicionales) en los Budokanes. Esta celebración oficialmente marca el inicio de las clases en el Nuevo Año. El Kagami Biraki es un tiempo en el que los participantes se comprometen a esforzarse de manera común y unen sus espíritus para conseguir objetivos a través del esfuerzo y la disciplina y por supuesto del entreno.

Muchos dôjôs, particularmente en Japón, mantienen la tradición de la ceremonia de purificación (misogi). Se esparce sal por el dôjô, ya que la sal es un símbolo de pureza, bienestar y virtud y luego se barre con ramas de pino. Este ritual de purificación está dirigido simbólicamente a expulsar los malos espíritus que pudiera haber para que el lugar de práctica -que hay que recordar que es sagrado- esté limpio y honorable. 

(Fuente https://sociedadaikidomugen.wordpress.com)

En Aikido, es el Doshu quien realiza una demostración como inicio del Nuevo Año, tras una ceremonia de entrega de diplomas de grados DAN en el Aikikai Aikido Hombu Dojo de Tokyo.

Aquí tenéis el video de este 2018 donde realiza una serie de técnicas en un espacio muy reducido.